miércoles, 27 de febrero de 2008

Por trabajo

Me voy a Mar del Plata un par de días.

El que quiere, me envidia. El que quiere, me odia. El que quiere, siente piedad de mí.

Y el que no, no lo culpo: a nadie le importa un cuerno. Era sólo info.

No hay comentarios: