miércoles, 5 de noviembre de 2008

Mantenida

Sin trabajo, porque mis flamantes ex empleadores decidieron que habían tomado a demasiada gente, así que el sábado se encargaron de llamarnos para (cagarnos el fin de semana y) avisarnos que no nos tomáramos la molestia de ir el lunes.

Así estoy, nuevamente. Sin un peso, sin hogar, sin comida, sin un rumbo. Con una pelea tras otra, un problema tras otro, una incertidumbre tras otra.

Y encima de todo, mantenida.

Viajé a Mar del Plata el viernes, para pasar acá mi (supuesto) último fin de semana libre. Me quedé hasta hoy para masticar mi bronca lejos de la gran ciudad. Estoy volviendo a BA en un bondi de las 7 para llegar allá al mediodía y ver cómo sigo. Ya ni sé qué voy a hacer. No doy más.

Y mantenida, la puta madre >:(

No hay comentarios: