martes, 28 de julio de 2009

Temporada de temporales

Por ahí me cuentan tecnicismos irrelevantes que no logran explicar la tristeza que siento cuando veo la costa de Mar del Plata destruida por el temporal. Se me caen las lágrimas y no puedo evitarlo. Para el día del niño deberían regalarme un frasquito de cianuro.

2 comentarios:

perica dijo...

no, mejor un finde en mardel. medio nabo lo que te voy a decir, pero encontrarte y leer en tus post esa nostalgia por tu ciudad, me hace sentir bien. a veces me parece que solamente alguien que pasa por la misma, puede entenderte.
yo lloro por el dia de la bandera...imaginate.

un beso!

Ro dijo...

Pasá y leé las veces que quieras.

Yo recién ahora me siento así, creo que porque estoy medio deprimida. Si te hace sentir bien, leé, comentá, gritá, bailá, reíte, llorá, dale un besazo a tu hija antes de llevarla al jardín y disfrutá de tus horas sola, que a veces vienen muy bien.

Besos :)